Todos andan en campaña y nadie los legisla; los mismos pero con PAN

esauglez

Guanajuato, Guanajuato.- Los que se dicen políticos andan en campaña abierta en el Estado como si fueran carreritas y al menos hasta el momento no hay autoridad que los detenga, aunque no de forma tácita lo realizan por el contrario los “alientan”  a seguir regalando sonrisas, informes onerosos y gastos en publicidad como si les sobrará el dinero y a cada uno de los pobladores fueran a llegar sus mensajes.

En Acción Nacional por ejemplo en los municipios de Pénjamo y Abasolo, las cuestiones internas parecen una carnicería de poder por poder y no de trabajo por el bien común, pues aunque ninguno de los registrados ha ganado nada, ya se sienten alcaldes o diputados y lo peor es que hasta plantillas de regidores tienen bien armadas.

Aquí los que ya aparecieron en las “planillas del ayuntamiento” son ganadores, porque consideran que han hecho bastante por sus partidos como si se tratará un juego, por el contrario se encuentra en sus manos el desarrollo de sus municipios.

En Pénjamo ni las calles, parques lineales, carreteras, remodelaciones, embellecimiento del jardín u otras obras, han ocasionado un cambio substancial en las vidas de los penjamenses y su economía.

Aquí tanto Erandi Bermúdez, Raúl Contreras Chacón o Juan José García López, desde sus trincheras parecieran que se merecen un cargo a la alcaldía, aunque cuando tuvieron o tiene un puesto público el trabajar es por lo que les pagan o pagaron, no es un premio, sino el contrario un compromiso.

En Abasolo la construcción del parque Marabis pareciera ser la panacea de la falta de empleos, aunque para ello tendrían que instalarse al menos unas 40 empresas y que todas ellas contratarán a cada uno de los abasolenses que buscan empleo.

Tan sólo con este proyecto, las autoridades locales han evidenciado que tienen una bandera de empleo, aunque el municipio va ligado a las actividades del campo y de la elaboración del tabique, dos actividades que al menos en este momento no están planeadas dentro del parque.

Los aspirantes tanto a diputado local como alcalde, han sido los personajes que Abasolo ha visto en los últimos años y a la fecha pudiera precisarse que ninguno ha destacado en el bienestar social, por el contrario en su mayoría han sido criticado hasta por sus empleados.

En Irapuato, al ser cuestionado Luis “El Güero” Vargas sobre su proyecto y porqué deberían los irapuatenses elegirlo nuevamente, sólo dijo que le encantaría volver a ser presidente, aún y cuando no ha dejado de trabajar en el servicio público, es decir, desde que dejó de ser alcalde su sueldo ha sido pagado con los impuestos de los ciudadanos.

Al igual Alfonso Ruiz Chico, un joven que poco o casi nada conoce de laborar en una empresa privada, en conocer cómo se gana el dinero un empleado o por ejemplo, Eduardo López Mares que “también” quiere pero que entre él y su hermana han vivido del erario público.

Del PAN y del PRI los casos parecen similares, personajes de pipa y gala que pretenden gobernar, cuando algunos de los no han renunciado a sus cargos, no sólo pedir licencia, sino dejar el puesto o bien al menos buscar otro tipo de opciones no tan trilladas con las mismas caras y sonrisas fingidas de siempre.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba