Sorprendentes imágenes de dos galaxias espirales captadas por el telescopio James Webb

Estas revelaciones surgen tan sólo unos días después de que la NASA diera a conocer las imágenes más profundas del universo hasta el momento

 

El telescopio espacial James Webb sorprendió con un nuevo vistazo sin precedentes de dos galaxias en espiral, se trata de la NGC 628 y 7496. Estas revelaciones surgen tan sólo unos días después de que la NASA diera a conocer las imágenes más profundas del universo hasta el momento.

¿Cómo se revelaron estas imágenes de las galaxias espirales?

De acuerdo con Science Alert, revista especializada en temas científicos, Judy Schmidt, quien ha procesado datos espaciales durante años, logró obtener las imágenes de estas galaxias espirales y las compartió con el mundo, asombrando a científicos por la resolución de estas fotografías.

La NGC 628 es uno de los tipos de galaxias más espectaculares de nuestro cielo. Es lo que se conoce como una galaxia espiral de “gran diseño”: una con brazos prominentes, bien formados y relativamente despejados. Y, a sólo 32 millones de años luz de distancia, está lo suficientemente cerca como para proporcionar muchos detalles para el estudio.

NGC 628: La foto del James Webb vs la imagen del Hubble

El telescopio James Webb cuenta con capacidades infrarrojas que permiten ver más profundamente hacia atrás en el tiempo hacia el Big Bang, ocurrido hace 13 mil 800 millones de años. Es por eso que sus imágenes, como la de la galaxia espiral NGC 628, luce mejor que la capturada por el telescopio Hubble en 2007.

Las observaciones anteriores han revelado que los brazos espirales de la galaxia son ricos en gas de formación estelar sembrado de estrellas jóvenes y emergentes. Los astrónomos también han observado al menos tres supernovas en NGC 628 desde el cambio de milenio. Ahora, este tipo de fenómenos serán visibles más fácilmente con la nueva tecnología.

¡No sólo fue la galaxia espiral! Captan la NGC 7496

July Schmidt no sólo procesó la imagen de la galaxia espiral NGC 628, sino que también consiguió revelar una fotografía nítida de la NGC 7496.

Ambas están relativamente cerca de la Vía Láctea, y son objeto de observaciones en curso como la encuesta Física en alta resolución angular en galaxias cercanas (PHANGS), para trazar mejor las conexiones entre las estrellas jóvenes y las nubes de gas molecular frío que dar a luz a ellos.

La NGC 7496 está ubicada a sólo 24 millones de años luz de distancia, en lo que se conoce como una galaxia espiral barrada, con brazos espirales que se extienden desde una barra distinta que cruza el centro de la galaxia. Se cree que esto es el resultado de una densidad desigual en el disco galáctico; la región más densa atrae estrellas hacia ella para crear barras.

Las imágenes del telescopio James Webb son muy diferentes de las del Hubble, ya que operan en diferentes regímenes de luz. Hubble es principalmente un instrumento óptico y ultravioleta, mientras que Webb ve en el infrarrojo, que puede capturar la luz oscurecida por el polvo y el gas en longitudes de onda ópticas.

Esto significa que las observaciones son complementarias; Hubble recoge el gas y James Webb puede ver las estrellas recién nacidas en su interior. David Thilker, de la Universidad Johns Hopkins, precisa que el “Webb nos brinda una forma de mirar dentro de estas ‘fábricas de estrellas’ para ver los cúmulos de estrellas recién ensamblados y medir sus propiedades antes de que evolucionen”.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button