Las Mujeres Guerreras de Pénjamo

En la historia de México, parte de la Independencia, fue gracias a ellas, aunque poco les fue reconocido su trabajo y los datos que existen son pocos, pero importantes

Pénjamo, Guanajuato. Aunque no están sus nombres en los libros de la historia de México, hubo un grupo de mujeres de Pénjamo, que fueron encarceladas a petición de Agustín de Iturbide y que formaron parte de la lucha de Independencia.

A través de documentos que datan del año 1910 y anteriores, existe un apartado en el que se dice que un grupo de mujeres de Pénjamo, pertenecían al bando realista y que eran un factor para desarticular a los rebeldes de dicha zona, ya que ellas eran quienes circulaban información, alimentación y resguardo.

Leona Vicario, Josefa Ortiz de Domínguez y Gertrudis Bocanegra o Carmen Camacho, María Luisa Martínez, Manuela Molina (conocida como La Capitana) son las mujeres de las que existe un registro preciso y que se encuentran enmarcadas en la lucha de Independencia del país, aunque las mujeres de Miahuatlán, Pénjamo y Sultepec, también son de gran importancia.

María Regina Barrón, Casilda Rico, María Josefa Rico, María de Jesús, López, Rafaela González, Maria Manuela Suasto, Petra Arellano, Manuela Gutiérrez, Luisa Lozano, Francisca Uribe y María Bribiesca, con otras varias mujeres, fueron aprehendidas los días 29 y 30 de noviembre de 1814 en sus casas y calles del pueblo de Pénjamo, Guanajuato, y de la hacienda de Barajas de la misma localidad, por el coronel Agustín de Iturbide, comandante general de las tropas del Bajío y segundo del Ejército del Norte. Con sus hijos fueron trasladadas unas a la ciudad de Guanajuato y otras a la de Irapuato.

Sin formárseles causa fueron encarceladas en las Recogidas de cada citar en varias ocasiones su libertad o que en justicia se les instruyera proceso, fueron liberadas por disposición del virrey Juan Ruiz de Apodaca en enero y julio de 1817. Su liberación fue el resultado de las gestiones que desde su encierro pudieron hacer y de las indagaciones que sobre el caso realizó el auditor de guerra, Miguel Bataller. Estas indagaciones coincidieron con las averiguaciones que el virrey Félix María Calleja inició para conocer la conducta política, militar y cristiana del coronel Iturbide.

Sabías que… Durante la guerra de independencia se les acusó de infidentes, a quienes se les juzgó y sentenció a ser ejecutadas, encarceladas, deportadas y privadas de sus propiedades por realizar actividades rebeldes.

Artículos Relacionados

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button