Hoy no tienen nada, para dejar entrar nuevas esperanzas

Hoy María Uribe de 80 años, tiene una casa relativamente recogida, pero hoy se quedó sin ropa, falta fumigar, falta un refrigerador, colchones y especialmente…

María Uribe de 80 años, una mujer que a diario sale a buscar que comer.

Irapuato, Guanajuato

Hoy María Uribe de 80 años, tiene una casa relativamente recogida, pero hoy se quedó sin ropa, falta fumigar, falta un refrigerador, colchones y especialmente sentir que todo lo que ha hecho ha sido por amor a sus hijos, a los que todavía mantiene.

María Uribe Macías, vive en compañía de dos de sus tres hijos, uno de ellos con retraso mental, el otro con diabetes y una gran depresión que lo ha llevado a estar sentado sin saber cómo afrontar la pérdida de su papá, quien murió hace 10 años.

La anciana, por las tardes, sale con su hijo Gustavo a pedir un poco de comida y dinero para sobrevivir, pues no tienen un ingreso en su casa, situación que los ha llevado a que se arriesgue ella a contraer coronavirus o ser asaltada ella y su hijo quien la arrastra en una silla de ruedas.

La situación ha cambiado un poco en su hogar, porque personas del Movimiento ‘Último Tren Conyugal –Ultreco-‘, Cruzadas de Esperanza, el Servicio de Limpia y Mundo Notus, contribuyeron a sacar todo tipo de cosas que se habían convertido en basura.

La casa de Doña Mary, tiene dos recámaras, un espacio para sala-comedor, un baño y un pasillo; pero la casa se encuentra sin enjarrar, el baño solamente tiene la taza, un cuarto no tiene ventanas, hay poca ventilación e iluminación y los roedores, junto con cucarachas y lagartijas, forman parte de la imagen.

Todos los voluntarios se unieron para sacar la “basura”, entre la que se incluía la ropa de Doña Mary y sus hijos, los sillones viejos, los colchones, todo lo que era considerado basura y que eran complicado distinguir entre lo que estaba funcionando y lo que no.

Hoy se quedaron sin nada para que entren cosas nuevas y funcionales, pero falta pintar, dar ese toque de habitabilidad, porque se no hacerlo sería casi lo mismo, con una diferencia, ahora tienen un espacio en el que al menos se puede caminar.

A sus 80 años, Doña Mary sale a las calles a pedir comida

Si quieres ayudar a cambiar la vida de Doña María, ella vive en la calle Jabali 329, de la Colonia Ganadera o bien nos puedes contactar a Mundo Notus en Paisaje 105, Jardines de San Antonio, al teléfono: 462 14738283.

Entre las cosas que se necesitan es un colchón matrimonial, un individual, un refrigerador, sillas, una mesa y especialmente fumigar y desinfectar su casa, aunado a una lavadora.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba