En Cuerámaro la naturaleza es parte de su belleza

cueramaro

Cuerámaro

Cuerámaro es un vocablo tarasco que significa «Al abrigo de los pantanos» y que se caracteriza por la belleza que resguarda todo su entorno, por la historia que hay en sus haciendas, cerros y principalmente por sus costumbres y tradiciones.

El municipio estuvo habitado originalmente por indios huachichiles, quienes estuvieron dominados por los tarascos hasta principios del siglo XVI.

En el turismo de aventura los paisajes de La Garita o mejor conocido como el “Fuerte de los Remedios” en Cuerámaro que es compartida con Pénjamo es una de las zonas naturales más hermosas que hay en Guanajuato.

Ese sitio tiene con una gran diversidad de flora y fauna, incluso de unos cinco años a la fecha se han observado venados, gato montés, aves de diversas especies y, como parte de su belleza, existen manantiales y un río de agua cristalina que pasa en medio de este paraje y que al salir de La Garita se hace subterráneo.

En la Garita se puede recorrer la llamada Cueva del Padre Torres, donde el guano de murciélago hace recordar que hace años, formo parte de la morada de este personaje cristero, aunado a un socavón con más de 40 metros de profundidad, donde se puede practicar el descenso en cuerdas o por tan singular que parezca apreciar el gran entorno que tiene este lugar con sus manantiales o su río de agua fría.

Ya en el centro de la ciudad la Parroquia de San Francisco de Asís es uno de los edificios religiosos más bellos de la zona que enmarca la tradición de un pueblo en el que tiene a sus costados comerciantes de nieve, garbanzos, mariscos, tacos y carpas doradas.

Dentro de sus atractivos el balneario Cuerámaro puede ser una buena opción para pasar un rato de ocio, pues ahí aparte de nadar se puede acampar o bien jugar en sus canchas de usos múltiples.

Monumentos Históricos:

  • La Galera Vieja o Quemada, construcción que data de principios del siglo XIX.
  • El Molino de la Purísima, obra del siglo XVIII.
  • El molino viejo de San Caralampio.
  • El acueducto que data de la época colonial.
  • El casco de la hacienda de Tupátaro y la ex-Hacienda de San Gregorio.

 

La naturaleza de Cuerámaro

La Garita, es el nombre que ha llevado este lugar, en el que hace cien años, al igual que en otros sitios que hay en la entidad, se conmemoró el primer centenario de la Independencia de México.

La importancia de este sitio radica en que frente a sus grandes montañas fue fusilado el insurgente Francisco Javier Mina al tratar de defender a un país que había adoptado como suyo; tras este hecho, sus restos fueran llevados a la columna de la Independencia de México.

Dentro del contexto histórico también se puede encontrar que el rebelde Padre Torres consiguió defender su posición de las tropas de la División de Operaciones del Bajío; este hecho fue de tal magnitud, que existe una cueva de grandes dimensiones que ha sido bautizada como «La Cueva del Padre Torres».

La Garita es una zona natural en el que convergen la naturaleza, historia y un ecosistema que ha comenzado a crecer.

¿Cómo llegar?

Cuerámaro se encuentra a 41 kilómetros de Irapuato en dirección a La Piedad Michoacán. Para acceder hasta aquí se puede tomar la carretera federal 90 si viene de Irapuato, hasta llegar al entronque que lleva a la localidad.

 

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba