150 casas dañadas por “sismos” en Huanímaro

Los daños ocurrieron en la comunidad de Copales, aunque hace más de un año también se presentó el hundimiento de la tierra en la comunidad de San Antonio Buenavista

Huanímaro, Guanajuato. 150 viviendas de la comunidad de Copales en Huanímaro quedaron deshabitadas, luego de una serie de sismos que generó también la ruptura de una presa.

El coordinador municipal de Protección Civil, Miguel Ángel Vega Vargas informó que un equipo de geólogos determinará las causas de los temblores y personal de Protección Civil dictaminará las condiciones estructurales de los inmuebles

“Se presentó un movimiento telúrico de alto impacto que provocó una grieta de un kilómetro de largo y hasta 30 centímetros de ancho en el bordo de la presa que se encontraba a su máximo nivel. La presa se quedó vacía en 8 horas, el agua fluyó hacia un banco de tepetate, sin causar daños a la zona habitada”, dijo el coordinador de PC, Vega Vargas.

En un primer estudio los geólogos determinaron que el fenómeno se generó por “asentamiento diferencial en la región por posibles causas provocadas por el flujo subterráneo de agua que se encuentra activo y el posible colapso de algunas zonas huecas, posibles cavernas que puedan estar presentes en el subsuelo”.

Sienten “temblor” y amanecen con calles y muros agrietados

Hay que señalar que hace más de un año también se presentó el hundimiento de la tierra en la comunidad de San Antonio Buenavista de Huanímaro, el socavón generado incrementó sus dimensiones al doble, siendo un riesgo para la comunidad que ahí habita.

Hoy en día este socavón tiene más de 27 metros de diámetro y una profundidad aún desconocida.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button