Se reúnen diputadas con el rector general de la Universidad de Guanajuato

Guanajuato, Gto.- Este día, la Comisión para la Igualdad de Género sostuvo una reunión con el rector general de la Universidad de Guanajuato, Luis Felipe Guerrero Agripino, a fin de compartir experiencias y visualizar las posibles reformas al marco jurídico estatal para lograr una protección integral a los derechos de las mujeres víctimas de acoso sexual, y analizar la información recibida sobre los posibles casos de acoso sexual en los diversos campus de la Universidad de Guanajuato.

En una primera intervención, la diputada María Magdalena Rosales Cruz dio la bienvenida a los presentes y explicó que la reunión servirá para conocer el estatus de los posibles casos de acoso sexual que se han presentado en la máxima casa de estudios, así como el actuar de las autoridades educativas en el tema.

Por su parte, la diputada María de Jesús Eunices Reveles Conejo detalló la mecánica que se seguiría durante la reunión.

Al hacer uso de la voz, el rector general de la Universidad de Guanajuato, Luis Felipe Guerrero Agripino, precisó la conformación de la máxima casa de estudios, el número de alumnos y personal administrativo que ahí labora, la manera en la que se opera en los campus que conforman la institución educativa; así como el actuar y las sanciones que se aplicaron en todas las denuncias que se presentaron por casos de acoso sexual.

En una primera ronda de preguntas, las legisladoras realizaron cuestionamientos en torno al número de casos de posible acoso o violencia de género que se han presentado en la institución educativa; las áreas de oportunidad en el programa institucional de equidad de género; si existen errores en la aplicación de los procedimientos para atender las denuncias por casos de acoso sexual; y en qué consisten las acciones de prevención para evitar los casos de acoso.

Además, pidieron conocer las acciones que se han realizado para evitar que una persona denunciada agreda a otras mientras se desahoga el procedimiento; si existen procesos de responsabilidad administrativa contra las autoridades que no hicieron caso a las denuncias hechas por varias jóvenes; los resultados de los talleres sobre nuevas masculinidades; y si es adecuada la sanción que se interpuso a los maestros acusados de acoso.

También, cuestionaron la difusión que se le da a los protocolos de prevención de la violencia; la capacitación que se da al personal para que atienda los casos de violencia sexual; la ubicación de la ventanilla UGénero y su funcionamiento; la situación de las profesoras o personal administrativo que acompañaron a las jóvenes que denunciaron; en los casos de hostigamiento sexual cómo se maneja la proporcionalidad; así como el trato que se le da a los casos de acoso que se presentan.

Al dar respuesta, el rector y personal que labora en la Universidad de Guanajuato refirieron que en los casos de acoso que se presentaron se aplicó la sanción que se marca en la normativa que rige a la institución educativa; además de que se han llevado a cabo diversas actividades para sensibilizar tanto al alumnado como al personal que ahí labora en los casos de violencia que se pudieran presentar, así como acciones que fomenten la prevención de este tipo de situaciones.

De igual forma, explicaron los mecanismos que se aplican cuando se presenta alguna denuncia de acoso por parte de alumnos, esto a fin de proteger a los afectados.

Además, Guerrero Agripino expuso una serie de comentarios acerca de las mejoras que pudieran realizarse a diversos ordenamientos jurídicos que tienen que ver con la atención a víctimas y la sanción de delitos en materia de violencia de género.

Por su parte, las diputadas consideraron importante una revisión constante al protocolo de atención a casos de violencia de género; fortalecer la difusión de las acciones para prevenir la violencia; detectar las áreas de oportunidad para evitar que los casos de acoso se sigan presentando y de ser así, que se brinde la atención adecuada a las víctimas; la modificación de algunos aspectos que señala el protocolo en mención, ya que no coincide con la forma en cómo se atienden los casos que se presentan; que se informe a las denunciantes el estatus de sus casos; así como la posibilidad de que se destine el presupuesto adecuado para atender y prevenir la violencia de género.

Al hacer uso de la voz, el rector subrayó que actualmente se trabaja en la mejora del protocolo de atención a casos de violencia de género y consideró importante que las diputadas y los diputados que así lo deseen, lo revisen para que puedan enviar sus comentarios y observaciones, esto en aras de que enriquecerlo y evitar que se pasen por alto algunos aspectos.

Asimismo, agradeció el espacio que se le brindó a la Universidad de Guanajuato para hablar sobre un tema de suma relevancia, como lo es la prevención y atención de casos de violencia de género, además de que el intercambio de ideas abonará al trabajo que se realiza dentro de la institución educativa.

Finalmente, la diputada María Magdalena Rosales Cruz acentuó la importancia de la reunión que se sostuvo, ya que se abren los canales de comunicación para trabajar de manera conjunta en este tipo de temas. Además, propuso la realización de un foro de consulta donde se pueda conocer el punto de vista de todos los que conforman la máxima casa de estudios y se creen las leyes y normas necesarias para abatir la violencia de género.

En la reunión participaron las diputadas María Magdalena Rosales Cruz, María de Jesús Eunices Reveles Conejo, Emma Tovar Tapia, Katya Cristina Soto Escamilla, Martha Isabel Delgado Zárate y Libia Dennise García Muñoz Ledo; así como el rector general de la Universidad de Guanajuato, Luis Felipe Guerrero Agripino y directivos de la máxima casa de estudios.

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button
Close