Pueblo bicicletero

Julio_Alvarado

Opinión.- Esta expresión era utilizada hace algunos años para señalar de manera despectiva a comunidades o pueblos que estaban marginados de algunos medios de comunicación o transporte, de manera particular; el automóvil que es considerado un icono de desarrollo y nivel económico y en su lugar se usaba la bicicleta.

En la actualidad, esta expresión debe de retomarse, porque es necesario contar cada día con mas y mas, “pueblos bicicleteros”.

En el Distrito Federal se implemento un programa de uso de la bicicleta y poco a poco fue creciendo, hasta llegar a ser un proyecto que se ha extendido a casi la totalidad de nuestras 32 entidades federativas, por los beneficios que proporciona:

  • Aumenta la condición física.
  • Disminuye el riesgo de infarto cardiaco.
  • Combate el sobrepeso y la obesidad.
  • Fortalece los músculos de la espalda.
  • Reduce el estrés.
  • Reduce la depresión.
  • Combate el sedentarismo.
  • Combate el uso del automóvil
  • Es económico
  • Fomenta el respeto a los peatones.

La cultura del uso de la bicicleta, además de cuidar el medioambiente en la lucha contra la contaminación y el cambio climático, recupera espacios públicos y el respeto a los peatones al tener pueblos y ciudades más amables.

Existe el día mundial de la bicicleta, que se celebra el 19 de abril y también existe una “cruzada nacional para el uso de la bicicleta” desde el  5 de septiembre de 2010 en 5 estados de la república, entre ellos Guanajuato, donde se invita al público para que cada domingo del año salga a pasear en bicicleta.

Deseamos que nuestro municipio se integre a esta cruzada nacional del uso de la bicicleta, aunque implica un gran esfuerzo ya que se tiene que modificar el reglamento de tránsito y vialidad, para tener zonas cerradas al tráfico vehicular, construir ciclovias, impulsar la construcción de bicicleteros en centros comerciales y oficinas públicas, señalamientos para ciclistas y sobre todo, que estemos consientes que el uso de la bicicleta por cualquier motivo, no es un signo de inferioridad económica o social y para lograr este objetivo, el ejemplo lo deben de dar los y las ciudadan@s que tienen un liderazgo o una jerarquía en nuestra ciudad, ojala pudiéramos ver pedaleando a los integrantes del H. ayuntamiento municipal, a los sacerdotes, a los médicos, al personal docente.

Celebramos que en el municipio ya existe un numeroso grupo de ciclistas, impulsado por el ingeniero José Luis Jasso Pantoja, llamados: “los coyotes de Cuerámaro”.  Esperamos que a corto plazo el uso de la bicicleta sea generalizado y podamos exclamar:

“las bicicletas niña hermosa son las que andan por ahí, ellas corren muy veloz…”

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba