Preside Ana Bueno Macías, acto cívico por fundación de Cuerámaro

Cien años después 12 de noviembre de 1969 se eleva a rango de ciudad por decreto del gobernador Manuel M. Moreno.

La alcaldesa Ana Rosa Bueno Macías encabezó este día el Acto Cívico Conmemorativo por el 151 Aniversario de la Fundación de Cuerámaro.

En el acto estuvo acompañada por el Secretario del Ayuntamiento, el C.P. Agustín Trujillo Magdaleno, los Regidores: Lic. Alan López Martínez, Arq. Alejandra Jasso Pérez, C.P. Alejandro Rosales, así como la Reina de las Fiestas Patrias Cuerámaro y Señorita Patria 2020.

Las palabras alusivas al evento estuvieron a cargo de la Lic. Claudia Gabriela Bueno Macías, presidenta del DIF Municipal.

El evento estuvo coordinado por el Director de Educación, Cultura y Deporte, Lic. Juan Adrián Herrera Gutiérrez, así como por el Profesor Serafín Rivera.

Después de rendir honores a nuestro lábaro patrio, la Lic. Claudia Bueno Macías, presidenta del DIF Municipal, brindó unas palabras alusivas al evento.

Recordó el pasaje histórico cuando en 1989, el entonces gobernador de Guanajuato, Florencio Antillón,  mediante decreto gubernativo Cuerámaro pasa de ser una congregación a un pueblo y cabecera municipal con el nombre de Cuerámaro de Degollado en honor a Santos Degollado.

Cien años más tarde en 1969, (es decir hace 51 años), también mediante decreto, el gobernador Manuel M. Moreno, eleva a categoría política de ciudad, siendo presidente municipal Don José Vicente Canchola.

Es importante mencionar que este ascenso a ciudad, se logra después de un periodo de gran desarrollo de infraestructura del municipio, tiempos en que con el Plan Guanajuato, se le diera gran impulso a ésta ciudad gracias al apoyo del gobernador Juan José Torres Landa.

Fechas en que se logra la adquisición del Mercado Hidalgo, El alumbrado del Jardín y la carretera Irapuato – Cuerámaro, asi como varias escuelas.

En sus palabras la Lic. Claudia Bueno, describió el significado del escudo de armas, que simboliza un pueblo que surge en el lugar de ocotes, que se defiende, que es orgullo su origen en una hacienda agrícola, por lo tanto las espigas de trigo y el maíz. El libro abierto y la pala simbolizan el Cuerámaro moderno y el progreso basado en el trabajo. Finalmente el gorro frigio, que representa el espíritu liberal que dio origen a la congregación de Cuerámaro.

Y por último el lienzo o banda con la leyenda: “Cuerámaro Siempre Fiel”,, si siempre fiel a sus orígenes y tradiciones, al trabajo y la cultura, fiel a la libertad,  a la gratitud y su amor por su tierra.

Cuerámaro, una tierra de grandeza por su gente, por sus familias, un lugar de ocotes, tierra purépecha, donde los sueños se logran y se trabajan.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button