Mataron a su hijo de 10 años; migrante hondureño huye de la delincuencia

Irapuato, Guanajuato.- José Enrique Ramírez y su hijo Jonathan de 10 años son parte de la caravana de migrantes centroamericanos que recorren el país para llegar a Estados Unidos. En Honduras se quedó su esposa Brenda Esmeralda y sus hijos Kenia y Justin.

En el 2005, a José Enrique le mataron a otro de sus hijos, también de 10 años en ese entonces, tras ese hecho y haber interpuesto la denuncia contra los presuntos responsables el hondureño ha sido perseguido.

“En el 2005 me mataron a un hijo de 10 años, y entonces yo puse la denuncia y gente de dinero siguió molestándome que me dijo que me iba a molestar todo el tiempo, entonces yo vendí la casa que tenía me fui para otro lado, se dieron cuenta dónde estaba siguieron molestándome entonces ahorita que venía la caravana yo no estaba ni soñando que me iba a venir para acá”, dijo.

Ahora José Enrique huye de la delincuencia de su país, “Desde el 2005 para acá ha sido una pesadilla para mí”, por lo que decidió partir junto a la caravana con su hijo Jonathan “porque él corre peligro”.

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button