Martita Romero «Hicks», representante de su papá o su sucesora en el poder

La actual regidora del PAN en Irapuato, aparece como representante de Juan Carlos Romero Hicks cuando al parecer su tiempo lo debería dedicar a los irapuatenses

martha-romero-siekman

Para el Senador Juan Carlos Romero Hicks, que también ya fue gobernador, director Conacyt, rector de la Universidad de Guanajuato, entre otros muchos puestos de los que ha vivido a como servidor público pagado con los impuestos del pueblo ya tiene una heredera que lo representa en cada acto en el que él no puede, quiere o simplemente no le alcanza el tiempo en su agenda, se trata de Martha Elena Romero Siekman, actual regidora de Irapuato.

No hay problema alguno que un funcionario designe a una persona, inclusive si es de su familia para representarlo en un evento en el que no tenga voto, siempre y cuando no perciba un sueldo por ese privilegiadísimo honor, el detalle aquí es que Marta Romero es regidora de Irapuato y parte de su tiempo se debe a los irapuatenses que esperarían que la heredera del poder mediático de su padre aporte propuestas, iniciativas, gestione y en resumidas cuentas que busque que la localidad mejore sus condiciones de crecimiento, de pobreza, inseguridad, entre otras.

El aniversario del Itesi Irapuato en sus 20 años de creación han sido muy substanciales o substanciosos para Irapuato y ese grupo de visionarios a través de su representante Julián Adame Miranda, entre broma y broma, hizo un llamado para el tema de la inseguridad en el citado polígono del conocimiento y entre sus comentarios mencionaba el gran apoyo de Juan Carlos Romero Hicks a través de su hija, que apenas hace unos cuantos años llegó a la ciudad por la vía del matrimonio, con el ex secretario de ayuntamiento, Fernando Fernández, es decir, como diría el dicho “que entre políticos se lleva…”.

Ojala y Marta Romero no vaya a seguir los pasos del brincoteo de un puesto a otro y que el cargo que tiene actualmente no sea un capricho para mantenerse ocupada y no aburrida, pues sus juntas estaban en Guanajuato capital.

Posiblemente los panistas dirían que Juan Carlos Romero es una excelente persona, letrado y con muchos aportes para los guanajuatenses, pero eso de que cambie de un puesto a otro y de que ahora su hija aparezca también en la política, como que hay algo que no cuadra o usted qué piensa.

Columna El Columpio

Si gusta enviarnos sus aportaciones lo puede hacer a través de elcolumpio@notus.com.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar