J. Piedad perdió todo, hasta su casa de adobe en la inundación de 1973

Irapuato, Guanajuato.- J. Piedad Regalado Ramírez fue uno de tantos afectados de la inundación de 1973, el agua acabó con todo, hasta con su casa, afortunadamente sólo fueron pérdidas materiales que costó tiempo volver a recuperar pero se logró después de mucho tiempo.

A sus 82 años de edad y después de 45 años de la inundación, J. Piedad recordó que ese día 18 de agosto de 1973 en que la Presa El Conejo se desbordó, él se encontraba trabajando como velador en una obra en la colonia Jardines de Irapuato.

Nadie creía que la tragedia sería tan grave, que el agua alcanzaría niveles tan altos. Fue hasta que el agua inundó casas, comercios y calles.

J. Piedad subió a una casa de dos pisos en donde se puso a salvo pero el agua subió hasta el techo de la primera planta, sin embargo lejos de su casa, se preguntaba cómo estaba su familia.

Su casa de adode ubicada en Arandas fue arrastrada por la fuerte corriente del agua, perdió todo, muebles, documentos. Después de tantos años J. Piedad volvió a reconstruir nuevamente su casa en el mismo lugar.

Ahora, después de haber sido incrédulo a lo que pasó aquel día, “Da miedo porque ya vio lo que pasó”, refirió.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar