Igualdad de la mujer ¿progreso o causa de desintegración familiar?

mujeres2

México

La igualdad de la mujer es un tema controversial a nivel mundial porque culturalmente se ha mantenido el liderazgo del hombre en la toma de decisiones en la familia, en el ámbito laboral, político, educativo, científico y otros, mientras que a la mujer se le ha reservado para las tareas domésticas y el cuidado de los hijos, según información del sitio www.unwomen.org que administra la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Al respecto, la ONU señala: “la brecha de género se mantiene, con una diferencia en la relación entre empleo y población entre los hombres y las mujeres de 24,8 puntos porcentuales en 2012” Por esto, la ONU ha desarrollado el programa Objetivos de Desarrollo del Milenio, con el que se trabaja año con año, desde el 2001, para mejorar las condiciones de salud, educación, trabajo e igualdad de género para las mujeres.

Con el Día Internacional de la Mujer se busca mantener en igualdad a ambos géneros, de modo que se pretende lograr la participación de las mujeres en todos los ámbitos de la sociedad.

En el cortometraje titulado “Autonomía de las mujeres gracias al trabajo” de Goodplanet.com se muestran opiniones de hombres y mujeres de todo el mundo. En este video aparece la confrontación de puntos de vista, tanto de quienes afirman que la sociedad está en crisis por la búsqueda de la igualdad de la mujer como otros testimonios que subrayan que la mujer está hecha para el trabajo remunerado.

En este video aparece el testimonio de dos hombres que no están de acuerdo con esta forma de pensar, de que las mujeres sean iguales a los hombres y que puedan participar en el sector laboral pues consideran esto como una causa de desintegración familiar. Por ejemplo, un hombre originario de Ecuador considera que el sistema económico actual, en el que trabajan tanto los hombres como las mujeres, deja de lado a los hijos. En este mismo sentido, un hombre de la República Democrática del Congo asegura que los varones tienen superioridad ante las mujeres porque son ellos los encargados de satisfacer sus necesidades económicas.

Por otro lado, los testimonios de las mujeres coinciden en que el género femenino merece independencia laboral y moral. Al respecto, Aída, originaria de Senegal, declara “Trabajo para ganarme la vida, el que quiera impedírmelo, lo dejo, por mi dignidad y la de mis hijos”.

A partir de las opiniones expresadas en este cortometraje, surge el cuestionamiento ¿la igualdad de la mujer significa progreso o es una causa de la desintegración familiar?

 

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba