Empleado leonés mata a golpes a perrita

Se encargaba de la limpieza del Centro de Control y Bienestar Animal de León

León, Guanajuato.- Marco Gustavo Basaldúa Rodríguez, encargado la limpieza del Centro de Control y Bienestar Animal (CCBA) mató a una perrita de raza doberman a golpes en la cabeza con un tubo. Este hecho ocurrió el pasado 28 de enero.

Por su acto, Marco Gustavo Basaldúa Rodríguez sólo fue suspendido temporalmente y  reinstalado a sus actividades con animales quien se encargaba de la limpieza del lugar.

Activistas de animales han mostrado su descontento a través de redes sociales. De acuerdo al perfil de Facebook “Fulana López” la denuncia hecha pública dice lo siguiente:

“El pasado lunes 28 de enero de este año 2019, en las instalaciones del CCBA Centro de Control y Bienestar Animal, ubicado en la calle Río Verde # 243, col. La Luz, en la ciudad de León, Gto., tuvo lugar un acto cruel y por demás despiadado por parte de Marco Gustavo Basaldúa Rodríguez, quien es una de las personas que se supone tienen la comisión de mantener en buen estado a los animales que se encuentran retenidos en dicho lugar, él se encarga de limpiar las áreas donde están los perros y de alimentarlos, es también yerno de Mario Carrillo, quien es el Secretario Sindical del municipio; lo que aconteció ese día fue que el señor Gustavo golpeó de manera brutal a una perrita hembra, de raza Dóberman, el ataque se realizó con un tubo, fue directo a la cabeza, la lesión se ubicó entre el hueso frontal y el nasal, el golpe estuvo dirigido a matar, la necropsia que fue realizada ahí mismo en las instalaciones de CCBA reveló que el traumatismo fue directo, lo que provocó la muerte instantánea de la perrita, desconocemos su procedencia y el por qué se encontraba en ese lugar, si fue recogida de la calle, entregada para observación o retenida por agresión, sin embargo, independientemente del motivo, ningún animal debe ser tratado así, sobre todo en un lugar donde se supone se encuentran bajo custodia, la perrita tiene dueños y aunque sí reclamaron prefirieron no levantar una denuncia, el señor Gustavo se justificó diciendo que la perrita lo quiso atacar, pero sabemos que eso no es verdad, la perrita simplemente se le soltó y lo que él hizo fue golpearla fuertemente con el tubo entre la frente y la nariz, fuentes confiables nos han reportado que esto viene pasando desde hace tiempo, que este señor acostumbra inmovilizar a los perros a golpes con tubos, no es la primera vez que ocurre un hecho como éste, al respecto, sus autoridades inmediatas le aplicaron una suspensión por 3 días de su puesto de trabajo, lo que nos parece una cruel burla ya que la muerte de esta perrita y las decenas de otros perros que han sido golpeados, no se reparan con una simple suspensión de días. Otras autoridades como el Dr. Juan Martín Álvarez, Director de Salud Municipal sólo lo castigó por 3 días y el Alcalde no hizo nada al respecto, aún cuando se pidió su baja definitiva no se pudo hacer nada, probablemente por ser yerno de quien es. Lo que pedimos son respuestas ante estas y las otras tantas atrocidades que contra los perritos de resguardo ha cometido este señor, exigimos se abra una investigación y sea destituido, ya que gente así no debe estar en un puesto como ese, él no es un servidor público, es un peligro para todos los animales que lo tienen cerca, ya bastante han sufrido en las calles y en sus supuestos hogares con sus presuntos dueños, quienes también los maltratan, como para llegar a un Centro de resguardo mientras esperan su muerte y que sean golpeados y asesinados por quien tiene la consigna de cuidarlos.
Éste es un acto deleznable que no puede ni debe quedar exento o sumido en la impunidad, es por ello que pedimos a la Lic. Alejandra Gutiérrez Campos que intervenga para que se realice una ardua investigación sobre estos casos, puesto que como mencionamos no sólo es el de esta perrita, sino que hay muchos otros detrás y seguramente posteriores.
Atentamente los ciudadanos de la ciudad de León, Gto”.

Por su parte el regidor del Ayuntamiento Alfonso Orozco Aldrete pidió al director de Salud del Municipio que se investiguen las acciones del empleado del Centro de Control y Bienestar Animal y en su caso se apliquen las sanciones correspondientes para que esta acción no vuelva a repetirse. Aparentemente la investigación continúa su curso en Contraloría.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar