Carta al 20-20…

Dejaste caer toda tu ira, toda tu furia. Te llevaste a muchos amigos, muchos familiares, muchos conocidos.

Por: MakaBrown

Iba a empezar estas líneas un poco trancas, pero la neta… ¡no puedo!. Dos mil veinte: ¡¡Te mamaste!!, neta.

Cada que comienza un año lo esperamos con ansias, con emoción, con la confianza de que este año será mejor… de hecho los primeros días pintaban bien, a toda madre, pero echaste todo a perder.

Por eso, antes de que te vayas, antes de que te acabes, tengo varias cosas de confesarte: la neta me sorprendiste. Pinche 2020 ¿quién te hizo tanto daño cabrón?, ¿por qué te convertiste en un monstruo?.

Crisis política, económica, social… explosiones en Beirut, incendios forestales, le pusiste en su madre al precio del petróleo, luego saliste con la jalada del avispón asesino, te llevaste a Maradona, al Kobe Bryant..,¡¡al maestro, caún, al maestro del romanticismo Armando Manzanero!!… y aún con todo eso… donde si te la remamaste, fue ¡¡con la pandemia a causa del coronavirus!!.

Dejaste caer toda tu ira, toda tu furia. Te llevaste a muchos amigos, muchos familiares, muchos conocidos. Personas irremplazables que el dolor quedará marcado por tu año.

Las mejores reuniones, los mejores abrazos, los besos más sinceros te los llevaste. ¿Quién se iba a imaginar que un pinche murciélago cambiaría por completo el modo de vida de la humanidad?. Arruinaste todo cabrón… ¡¡todo!!.

Pero te voy a decir una cosa mi veinte-veinte: Todo este tiempo que nos has mantenido encerrados, en nuestras casas con esa incertidumbre, protegiéndonos con una distancia y haciendo del cubrebocas una prenda que ya forma parte de nuestro vestuario. Han sido meses que nos hemos reencontrado con nosotros mismos.

Estos diálogos que dejábamos de hacer por andar siempre a la carreras, nos han servido para fortalecernos, para hacernos más inteligentes, más cabrones, más chingones.

Viene el desquite cabrón…¡Aguas!! Porque viene el desquite. Y aunque no podremos recuperar a los seres que más queríamos, te vamos a demostrar que venimos con todo, y que este veinte-veintiuno que llega nos la vas a pelar… y ¿sabes por qué? porque no te extrañaremos.

Dos mil veinte, en buena onda… ¡ya cáile cabrón!, ¡a la chingada!, porque pasarás a la historia como el peor año de la humanidad.

¡Venga dos mil veintiuno!…¡ venga con todo!… que ya estamos curtidos y llegó el momento de reinventarnos, de volver a empezar, de demostrar de qué estamos hechos, de llenar nuestros pulmones de aire y darle pa´delante…

¡Feliz dos mil veintiuno! Venga… venga… que ahora nos toca a nosotros sorprenderte. Vamos a tomar el año por los cuernos… porque éste, ¡éste es nuestro año!….

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba