Aventó el insecticida, pero acabó con todo: AMLO y la lucha contra el huachicol

Miles de usuarios esperan horas por al menos unos cuantos litros de gasolina. En Guanajuato ya pocos carros circulan. Foto Esaú González

Guanajuato, Guanajuato

El plan implementado por el Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, está dando resultados positivos en el freno al robo de combustible, la disminución de homicidios dolosos y otros delitos, pero por el contrario, la economía en varios Estados podría estar en el colapso y miles de pequeños, medianos, grandes empresarios, amas de casa y estudiantes han sido los perjudicados.

Como si se tratará de un especialista en plagas, AMLO terminó de tajo en tan sólo unos días con el problema del robo de combustible que según cifras del gobierno federal alcanzaba a causar un daño aproximado a los 200 millones de pesos al día, algo así como 600 pipas de 15 mil litros o como el abasto de al menos tres Estados.

El desabasto comenzó desde el primero del año, aunque no se notó hasta el día de reyes, cuando decenas de gasolineras comenzaron a sufrir por la falta de combustible que era surtida por el gobierno federal a través de sus líneas de distribución y a su vez pipas, algunas de ellas según ellos con ventas dobles o triples en detrimento a PEMEX y a los mexicanos.

En Guanajuato, Jalisco, Puebla, Querétaro, por mencionar sólo algunos de los Estados Afectados, la situación se ha vuelto caótica, porque a la par de que se ha disminuido la muerte de hombres y mujeres en su mayoría ligados a problemas de drogas y venta ilegal de combustible, la falta del mismo ha traído graves problemas a la economía familiar.

Desde el taxista, la ama de casa que llevaba a sus hijos en un vehículo particular, el obrero que llegaba en transporte de la empresa o otros muchos sectores han comenzado a padecer del gran problema que se vislumbra fatal y que podría decirse es millonaria la afectación a los ciudadanos de todos estos estados.

Las filas sin interminables, pero a la vez ni siquiera existe la realidad de que se vaya a dar combustible por el contrario, no hay certeza de nada, en Guanajuato, el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, en un tuit publicado el domingo aseguraba que todo volvería a la normalidad ese mismo día, sin embargo parece no tiene ni voz, ni voto ante AMLO.

Aún y cuando funcione la estrategía de Andrés Manuel, el daño ya está hecho y se asemeja a la primera ocasión que perdió la presidencia y cerró vialidades en la ciudad de México para manifestar su descontento, aún y cuando miles de comercios tuvieron que cerrar por la toma de decisiones que parecen estar ligadas a sentimientos y no ha planes ordenados de trabajo.

En Pénjamo, como en todo el Estado de Guanajuato, la situación por la falta de gasolina es un verdadero caos.Foto Esaú González

Articulos Relacionados

Back to top button
Close