Una mujer trabajadora y emprendedora

Desde muy joven Hanna aprendió a trabajar y hoy es una mujer emprendedora en artículos navideños de hojas de palmas y trigo

Irapuato, Guanajuato.- Hanna es una mujer indígena originaria de Caracha, Michoacán;  desde hace muchos años se dedica a la venta de artículos navideños que son elaborados por ella misma, lo cual la llena de mucho orgullo ser una mujer trabajadora.

Desde hace muchos años se dedica a la elaboración de artículos navideños hechos con hojas de palma y  trigo,  lo que para ella es un sustento para ella y su hija, para la gente es un bonito trabajo artesanal.

Hanna comenta que desde muy pequeña le ha gustado trabajar y salir adelante y ahora con mucho mayor razón porque tiene una hija que es su mayor motivación e inspiración para salir adelante.

“Me gusta mucho hacer manualidades… en  esta temporada decembrina estos artículos los comienzo a trabajar desde con muchos meses atrás,  para luego venir a ofrecerlos en los diferentes municipios de Guanajuato” comentó Hanna.

Sus jornadas comienzan desde muy temprano, Hanna comenta que cuando llega a un municipio trata de quedarse toda una semana para vender sus productos en las calles del centro de la ciudad para sacar un poco de su trabajo y mantener a su hija.

Su estancia en los diferentes municipios a veces los pasa junto a otras personas más que también  vienen desde su natal Caracha a vender sus productos que elaboran.

En esta ocasión Hanna elaboró campanas de hojas de palma barnizadas en color madera con colores de temporada navideños rojo y verde, así como las coronas navideñas de este mismo material  y las flores de Noche Buena elaboradas con hojas de maíz y decoradas en color rojo y verde.

“Cuando termino todo me regreso a mi pueblo por más  mercancía y continúo visitando cada municipio hasta terminar todo lo que elaboré para estas fechas de diciembre” dijo la señora Hanna.

Para Hanna las fiestas navideñas es como un día normal, estas fechas siempre la pasa a lado de su hija y sus familiares en su natal Caracha, Michoacán, su mayor sueño en la vida es poder darle el mejor estudio a su hija.

“Con mi trabajo sé que saldré adelante y le daré a mi hija lo mejor para que siga estudiando y que sea una mujer profesionista pero que nunca se olvide de sus raíces y de lo que yo le he ensañado como madre” concluyó con un nudo en la garganta la señora Hanna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar