Para carnitas Abasolo y “Lalo” Camarillo

En Abasolo se hacen las mejores carnitas, “Lalo” Camarillo tiene el secreto de familia; desde hace más de 20 años “Lalo”, su esposa e hijos, se han dedicado a este negocio familiar

Por Chavalón.

Abasolo, Guanajuato.-  “Lalo” Camarillo, señaló que Abasolo es de los municipios donde su gastronomía es de primera y las carnitas son de lo mejor, y el secreto es que se tiene ganado de calidad y se hace con toque familiar, pensando que sean del agrado de la gente de ahí que todo lo que se hace en este municipio es de primera para deleitar el paladar del consumidor.

“Lalo” es ampliamente conocido en el municipio, por gente de cabecera municipal y del medio rural, ya que parte de su vida se ha dedicado a hacer  esas exquisitas carnitas y recuerda que de aquí salió para sus estudios, ya que es abogado y de este pequeño negocio familiar sale para pagar los estudios de sus hijos.

Vende las carnitas afuera de su casa todos los domingos, su domicilio se ubica en la calle Guanajuato No. 407 y abre desde las ocho de la mañana. Pero también hace carnitas o birria en eventos sociales, su forma de trabajar es llevar caso y carne hasta el lugar del festejo, sacando la exquisita carne del caso al plato para el deleite de las personas.

La Señora  Rosa Negrete Granados, esposa de “Lalo”, desde novios y como esposos, se ha convertido en un pilar de la familia y apoyo al negocio, al cual se unen sus hijos Rosa Isela, Jozy Jimena y Gilberto Eduardo, todos unen esfuerzo para salir adelante convirtiéndose en una familia ejemplar como muchas que hay en este Abasolo de gente trabajadora.

Opinión de “Lalo”: “puedo decir que mis carnitas  son de las mejores, pero que mejor que la gente lo dice y eso es lo importante, aunque aquí en Abasolo todos los que nos dedicamos a esto hacemos carnitas de calidad y las que nos toca hacer a nosotros, le ponen el toque de amor de la familia porque estamos bendecidos por Dios y agradecidos con la gente de contar con su preferencia al consumir nuestra especialidad, nuestras carnitas.”

Con una gran amabilidad “Lalo” y  su esposa, atienden a la gente que llega y les solicita la torta, el cuarto, medio o un kilo de carnitas, así como lo ricos tacos. Mientras otras personas pasan y los saludan un clásico ambiente de comercio en una zona muy transitada, un clásico ambiente de tranquilidad como lo es esta ciudad de Abasolo.

“Gracias a NOTUS por su interés en dar a conocer el trabajo de mi familia, nuestro pequeño negocio, y aprovecho para decirle a la gente que venga a Abasolo, que tiene como parte de su atractivo sus carnitas y su gastronomía, sobre todo que en estos momentos tan difíciles por la pandemia, necesitamos de que la gente se acerque y consuma lo que los abasolenses producimos y se les agradecerá”, estas fueron palabras de “Lalo” Camarillo.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba