Karen Noemí, a los 16 años se convirtió en mamá por primera vez

“Ser madre implica dejar de hacer algunas cosas por dedicarte a tus hijos, pero es lo mas suave que me ha pasado en la vida” dijo Karen Noemí de Salamanca

Salamanca, Guanajuato.- “Ser mamá es muy bonito, uno deja de ir a fiestas por dedicarse a los hijos, pero, aunque dejemos de hacer algunas cosas por atenderlos a ellos la experiencia de convertirte en madre es bien suave” dijo Karen.

Karen Noemí de 23 años de edad, quien vive en el municipio de Salamanca, se convirtió en mamá a los 16 años, teniendo actualmente 3 hijos, la mayor de 7, otro de 6 y la más pequeña de 4 añitos.

Carlos, Cristian y Dulce son el motor que mueve a Karen para seguir luchando todos los días, combinando su papel de madre con su trabajo en la venta de productos para la cocina, de donde obtiene un beneficio económico para sacar adelante a sus tres niños y poderles dar lo que necesitan de acuerdo a sus posibilidades.

“En ocasiones se complica un poco por tantas cosas que tenemos que hacer, el trabajo, los hijos y ahora el tener que hacerla de maestra en casa, por la situación que estamos atravesando de la pandemia del Covid-19, no es fácil, tiene uno que darse sus tiempos para todo, pero a final de cuentas siempre se puede y más si se trata de los hijos”.

Karen Noemí dijo que, para ella, su mamá de nombre Sara, ha sido una gran mujer, su ejemplo a seguir, además de que como abuela es la mujer más consentidora, “yo les deseo a las mamás que se pasen un bonito día este 10 de mayo y que se sigan cuidando en casa para que no corran riesgos y permanezcan con mucha salud” concluyó Karen Noemí.

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba