Guanajuato se pinta de Agave; podrían terminar los granos

“Un suelo que sea sobreexplotado estará destinado a la obsolescencia por el agotamiento de fertilidad y capacidad de producir, y todo en función del tipo de cultivo y su tratamiento”

Guanajuato.- Guanajuato ha comenzado a tapizarse de agave y con ello podría ser el “fin” del granero del bajío. El agave ya sea para tequila o mezcal, han estado cambiando el entorno que usualmente se podía observar y según un investigador de la UNAM, realizó un estudio denominado “La expansión del agave en Guanajuato. La denominación de origen que amenaza a los ecosistemas”, sobre las consecuencias.

En el último censo del año 2021 existían 37 mil hectáreas sembradas con agave azul entre Abasolo, Cuerámaro, Huanímaro, Manuel Doblado, Pénjamo, Romita y San Francisco del Rincón que son los municipios que cuentan con denominación de origen, es decir, pueden producir tequila.

Sin embargo, esta cifra podría haberse duplicado y ahora también existen sembradíos en Irapuato, Silao y el municipio de Guanajuato, aunque en estos últimos se supone que no hay denominación de origen para tequila, pero no se conoce si existe regulación para hacer otro tipo de bebida.

De acuerdo al investigador Ángel Omar Romero Martínez de la Universidad Autónoma de México, dice que “esta investigación parte del supuesto de que la plantación de agave se encuentra en expansión, llegando al estado de Guanajuato debido a sus bondades territoriales, esto pudiendo generar afectaciones medioambientales a futuro, específicamente en la pérdida de cubierta vegetal y la obsolescencia de suelo”.

El mismo investigar señala “el paisaje agavero en México es una de los símbolos de identidad al exterior del país. Jalisco ha sido el estado con mayor producción de agave, a tal punto de ser un símbolo universal y cultural. Pero esto tiene un trasfondo, las estadísticas y estudios nacionales e internacionales muestran que se han presentado altas tasas de deforestación y degradación del suelo producto de la agricultura. A lo largo de esta investigación se demuestra que evidentemente existen afectaciones producto de la deforestación y la degradación del suelo”.

La plantación de agave en Guanajuato podría traer la erosión permanente de tierras y por ende no podrían volverse a cultivar con granos como anteriormente se estaban haciendo, “un suelo que sea sobreexplotado estará destinado a la obsolescencia por el agotamiento de fertilidad y capacidad de producir, y todo en función del tipo de cultivo y su tratamiento”.

Aquí puedes ver toda la investigación de la UNAM:

186-Romero

Sabías que…

  • México se encuentra entre los 13 países con mayor deforestación anual, ocupando el lugar número 8 por detrás de países como Paraguay, Bolivia y Colombia (Gobal Forest Watch Climate, citado en Molina et. al., 2017: 67).
  • Una hectárea sembrada con agave produce 70 toneladas, como mínimo 40 y la cosecha se hace en 5 años.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button