A casi 200 años, sigue vigente Fe por Nuestra Señora de la Luz

Abasolo, Guanajuato.- Cobijando la fe de los abasolenses, con 194 años de haberse oficiado la primera misa, la parroquia de Nuestra Señora de la Luz sigue rebosante, construcción plagada de historia y devoción del pueblo que la acoge y que inicia como cada año los preparativos para venerar a su santa patrona.

Desde la llegada en 1779 de la primera imagen de la Virgen de la Luz que  se trató de una réplica de la pintura de la Santísima virgen de la Luz (patrona de León), que fue mandada hacer por Don Julián de Obregón propietario de la hacienda de Cuitzeo de los Naranjos (hoy Abasolo), el pueblo la recibió como su madre y buscó darle un digno lugar de culto.

Para 1852 que se convirtió la hacienda de “Cuitzeo de los Naranjos” en “Cuitzeo de Abasolo” se proyectó el lugar donde tendría lugar la parroquia que hoy vemos por lo que 5 años después comenzaron los trabajos que durarían 39 años para que se concluyera la parroquia como se proyecto en los planos de la nueva Abasolo bajo el encargo del segundo cura de la parroquia Don Francisco de Paula.

Para 1865 la imagen de la virgen es mandada hacer escultura por Esteban Nieto y eso contribuye a que sean más apremiantes los trabajos  para terminar la parroquia y por eso en 1894 cuando la demora en concluir la parroquia, llevó hasta manos del Arzobispado de Michoacán una solicitud para usar la capilla Del Sagrado Corazón de Jesús que se encuentra ubicada atrás del ala derecha de la parroquia para poder oficiar la primera celebración eucarística en este lugar mientras se concluían los trabajos en el resto del templo parroquial.

Dos años después de la inauguración de la capilla Del Sagrado Corazón de Jesús el 17 de mayo de 1894 se realiza la primera misa mientras, la obra avanza concluyendo la bóveda central y las alas derecha e izquierda. Los arcos de los que ya solo quedan vestigios de uno en el atrio, en el exterior de la construcción tuvieron su origen por ese periodo y tenían como finalidad darle soporte a la construcción.

El profesor Sergio Martínez Tapia cronista vitalicio de Abasolo relata que aquel área donde se hizo la construcción se trataba de un terreno que era el cauce del  arroyo Tres Picachos (brinco del diablo) y no ofrecía los cimientos adecuados para la obra por lo que fue necesario construir esos arcos exteriores para darle apoyo a lo construido ya, pero impidió tener una torre completa u otra clase construcción alta porque arquitectónicamente no era viable.

Otro dato curioso relatado por el cronista es que en lo que es el atrio de la parroquia en la parte exterior derecha, la zona más amplia, en su construcción original, albergaba el campo santo lugar destinado para aquellos feligreses que en vida cumplieron con los sacramentos  y venían a reposar a este santo lugar, zona que al paso de los años y al cambiar los usos y costumbres se convirtió en un jardín y hoy en día es el atrio con pavimento.

Cabe destacar que durante remodelación de la propia parroquia y  mas contemporáneamente de la Plaza, se encontraron los restos de quienes en esos años fueron sepultados en esa área y que hasta fecha reposan bajo la barda y atrio de la parroquia, según datos históricos del lugar.

Momentos importantes en la creación de la parroquia de Nuestra Señora de la Luz son muchos pero destaca que en 1910 su pila bautismal fue requerida por el entonces presidente de la republica Porfirio Díaz por tratarse de la pila donde fue bautizado el padre de la patria Don Miguel Hidalgo.

En 1930 con el señor Cura Efrén Urincho se hizo la colocación de todos los pisos de mármol y veinte años después se colocaron todas las protecciones en paredes con placas de mármol y se taparon decenas de lapidas de restos que están empotrados en las paredes del templo y se retiró el pulpito.

Muchos años después con el cura Trinidad Maldonado se instaló el barandal  de mármol y el piso del altar modificando además el nicho de la virgen cambiándolo de ser cuadrado a redondo. Sin embargo durante los últimos 15 años se le han hecho el mayor número de trabajos de restauración a través de los trabajos realizados por el patronato y en coordinación con autoridades del orden municipal y estatal.

DATOS CURIOSOS

Todas la molduras doradas del interior de la parroquia son laminado de oro.

La construcción original tenía tres escalones al frente en el exterior de la iglesia que fueron tapados debido a los trabajos exteriores que aumentaron el nivel del piso.

108 años después de haber prestado la pila bautismal, se recibió una replica que ocupa su lugar en la parroquia

Se hizo un desvío del arroyo del Brinco del Diablo para poder llevar a cabo la construcción de la parroquia

 

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba