Su discapacidad no ha sido impedimento para seguir bordando servilletas  

La señora Rosa Vega Ramírez se dedica desde hace varios años a bordar servilletas, su discapacidad no ha sido impedimento para salir adelante, ahora pide ayuda para su prótesis de su pierna  

Irapuato, Gto.- Su discapacidad no ha sido impedimento para seguir bordando sus servilletas, ella es Rosa Vega Ramírez una señora de 57 años de edad, su familia la conforman sus dos hijos y nietos, desde hace tres años perdió su pierna a causa de la diabetes, ahora pide ayuda para volver a caminar y levantarse de su silla de ruedas.

Desde muy temprano Rosita como todos la conocen en la zona centro de la ciudad de Irapuato se levanta para vender sus servilletas que ella misma borda con diferentes colores y figuras, algunas de estas son peticiones de sus clientas.

“ Me dijeron que en México hay una asociación y quiero juntar dinero para ir para ver  sí me ayudan para tener mi pie.. quiero caminar… y aunque esto no me impide hacer mis labores, así hago mis labores de casa y me subo a los camiones para llegar hasta el centro a vender mis servilletas…pero quiero volver a caminar” comento la señora Rosa Vega.

Rosita dijo que por ahora está tejiendo unas bolsitas en color verde, blanco y rojo por el mes patrio que se aproxima, así como algunas blusas tejidas.

“También me gusta tejer los vestidos para los Niños Dios, estos últimos solo les pido a las señoras que me traigan la medida y me traiga el hilo y no les cobro porque me gusta ayudar con eso para que me a mí me vaya bien” refirió la señora Rosita.

Aunque la vida de Rosita no ha sido fácil, su mayor pasatiempo es tejer y bordar servilletas, rosita teje por día tres servilletas y cada día dice le gusta sentirse feliz y siempre sale a vender sus servilletas con gran entusiasmo.

Rosita no recibe  apoyo por parte de ninguna institución es por ello que busca juntar dinero para ponerse su prótesis y volver a caminar como lo hacía hace varios años atrás.

“ Mi mayor motor en la vida son mis hijo, mis nietos y mi nuera.. siempre me gusta ser servicial con las personas, porque aquí sentada en esta silla no puedo hacer más.. pero aún así no me doy por vencida.. “ concluyó la señora Rosita Vega Ramírez.

 

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button
Close