Lenta venta de «bolas de oro» en comparación con otros años

"Danos flores para adornar el lugar donde reposan los nuestros"

Irapuato, Guanajuato.- “No la están comprando mucho, me imagino que porque no va haber visita a los panteones esta vez, quienes se la llevan la prefieren en macetita como para un altar, pero son pocos” dijo Nancy Rodríguez, comerciante.

Esta temporada de día de muertos, comerciantes de flores de cempasúchil la venden a precios accesibles, estos oscilan entre los 20 y 25 pesos.

La comerciante de flores, mencionó que este año la venta de “las bolas de oro” está siendo más baja en comparación con años anteriores, por lo que invitó a comprarla para la decoración de los altares pues dijo no es nada delicada, se mantiene regándola diario con poca agua y puede estar en el sol y sombra, de esta manera permanece en buen estado por vario tiempo.

Para conocer un poco más de la historia de esta flor, en la época de la peregrinación azteca, las tribus nahualtecas iban de un lugar a otro al mando de su rey Tenoch , muchos indígenas morían, principalmente los ancianos y niños, lloraban tanto a sus muertos porque los dejaban en esa travesía que en una ocasión, uno de ellos pensó ”¿Por qué no ha de haber flores para adornar el lugar de los nuestros que se han ido antes?” Y se hincó junto con familiares y demás miembros de la tribu, invocaron a Tonatihu, diciendo en voz alta “danos flores para adornar al lugar donde reposan los nuestros”.

Todos lo ayudaron a pedir al Dios sol. Al día siguiente, cuenta la leyenda que los campos amanecieron cubiertos con flores de cempasúchil o cempoalxóchitl, tan hermosas como bolas de oro.

Los indígenas interpretaron que Tonatihu, los había escuchado, y por eso, no sólo había enviado flores, sino que éstas eran de color de oro, el mismo color de sus rayos. Desde entonces, los mexicas fueron al campo a recoger las flores y se las llevaron como señal de respeto y cariño al lugar en que estaban los restos de los suyos.

La palabra cempoalxóchitl se descompone de dos vocablos náhuatl: zempoalli, veinte y Xóchitl, flor, es decir veinte flores, como si dijéramos muchas flores, también se le conoce como flor de muerto.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba