Guanajuato, sumergido desde hace dos años en el COVID-19

A dos años de iniciada la pandemia, los guanajuatenses deben adoptar nuevamente las medidas preventivas para evitar que se disemine la enfermedad de COVID-19.

     Los 46 municipios han sido protegidos con los mejores protocolos basados en las mejores prácticas sanitarias.

     Afortunadamente los niños ya están retomando sus actividades educativas, sociales, deportivas y familiares en un entorno de nueva normalidad, informó el secretario de salud, Daniel Díaz Martínez en un programa especial de televisión este domingo.

     Ya que los más de 6 millones de guanajuatenses están vacunados con un esquema completo combinado con la reactivación total de las actividades económicas, permitirá conocer el comportamiento del virus, sobre todo en las estaciones de verano e invierno; tiempos en los que se notaron un aumento de casos en los canales endémicos del estado.

     Daniel Díaz agregó que este es un virus con un comportamiento endémico que llegó para quedarse y eso implica continuar con las medidas que todos conocemos, como parte de una cultura de educación para la salud, sobre todo porque el COVID-19 tendrá un comportamiento estacional.

     “Podemos empezar a dejar el cubrebocas en espacios abiertos, pero en espacios donde hay muchas personas y esté cerrado aún no, sobre todo el cubrebocas no deja de ser una herramienta y barrera que protege del flus de las gotitas de saliva”.

      Informó que Guanajuato, cumple más de 6 semanas con un descenso continuo de nuevos contagios con una reducción de letalidad importante.

      Por ello, se empezarán a desescalar las camas para la atención de COVID-19 en el sistema de salud estatal

      Pues, no es deseable que existan nuevas mutaciones y que el sistema de salud vuelva a reconvertir camas para la atención de pacientes.

     Sin embargo, Guanajuato en este momento no cuenta con la inmunidad de rebaño necesaria contra este coronavirus, aunque existan más de 8 millones de dosis aplicadas.

     El director de Protección contra Riesgos, Luis Carlos Zuñiga Durán destacó que marzo es una prueba importante para calcular la respuesta del virus ante la reactivación de varias actividades.

      Afirmó que en materia de riesgos sanitarios las acciones sanitarias con prestadores de servicios han evolucionado y conforme ha avanzado la pandemia se han ido liberando este tipo de giros además de la apertura de eventos con espectáculos.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button