Aparte de la tala, deforestación e “invasión” se roban las barras de metal

El Cuarto Cinturón vial pareciera ser el lugar perfecto para poder hacer lo que sea, sin que existas las condiciones para al menos regularizar una situación que podría ser incontrolable

Irapuato, Guanajuato. Las barras que se pusieron para dividir la banqueta en el Cuarto Cinturón Vial, casi desaparecen, porque al parecer han sido robadas y ahora aparte de ser quitadas, son entradas a las nuevas zonas urbanas que se han instalado en el cerro de Arandas.

Ya no sólo la “invasión” de terrenos por la venta ilegal de los mismos en una zona que estaba considerada como natural o la tala y deforestación, ahora ha comenzado el robo de los postes y de la barra de contención de metal que dividía la zona arbolada con el concreto.

El detalle es que ya han desaparecido tramos completos de metal que eran parte de la división, incluso, han sido desenterrados los postes que servían para sostenerlos y ahora en esos puntos ha basura, han sido talados los árboles y se han elaborado caminos rudimentarios.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button