Por concluir fiestas de la fundación de Pénjamo

_DSC0040

Pénjamo, Guanajuato.- El grupo de Ballet Folklórico “Manandurán”, de La Piedad, Mich., al igual que el grupo “Xochiquetzal” de Casa de la Cultura “Plazuelas”, dieron una muestra de su arte y creatividad durante los festejos del CDLXXII Aniversario de la Fundación de Pénjamo, con un amplio repertorio de danzas de diversas regiones del país, que agradecieron los penjamenses asistentes a éste evento celebrado en el escenario montado en el Jardín Principal.

La muestra de baile folklórico presentado la noche del pasado lunes fue muy variada, como lo fueron los sones mixes, el mosco serrano y el jarabe Tlaxcalteca, de los pueblos oaxaqueños, asó como Los ecos del Grijalva, de Chiapas.

Sinaloa también hizo presencia en la muestra, con Brisas del Mocorito, El Sauce y La Palma, y desde luego la presencia de Mazatlán no se dejo pasar, con lo más tradicional de aquella región del nuestro país.

El folklor de Durango, Nuevo León, Michoacán y de Jalisco, a cargo del ballet “Xochiquetzal”, entre otros rincones de México, arrancaron aplausos del público y la petición para que el baile continúe por horas, dándole especial vida y alegría al jardín Principal de Pénjamo, “Ana maría Gallaga”.

Los integrantes de estos grupos de danza folklórica son maestros en éste arte, que han viajado por el país y que esta noche hicieron gala de sus mejores presentaciones, para conmemorar este aniversario más del histórico Pénjamo.

La fiesta continúa en Pénjamo hasta concluir el 12 de noviembre, con un gran concierto de clausura, con la presentación de diversas bandas musicales del Agasajo Norteño, Paolo Boti, Fuego Norteño, Los Innombrables y muchos otros artistas más que se presentarán de igual manera en el magno escenario montado en el Jardín Principal, a partir de las ocho de la noche.

_DSC0030 _DSC0023 _DSC0021 _DSC0015

Comentarios - Utiliza tu cuenta de Facebook

También te puede interesar

Encuentran cadáver de hombre en Pénjamo

Pénjamo, Guanajuato Este miércoles fue encontrado sin vida el cuerpo