Paseo de Churipitzeo con al menos 700 años de historia

Pénjamo, Guanajuato.- El llamado Paseo de Churipitzeo es un sitio en el que la quietud de sus árboles centrales, enmarcan al menos 700 años de historia con un ojo de agua que ha brindado “vida” a sus habitantes. En la zona las mujeres lavan la ropa, los vecinos beben de esa agua y los visitantes llevan agua o bien se bañan en sus albercas.

El sitio en el que se encuentra el paseo de Churipitzeo es un lugar que llamó la atención desde hace varias décadas a nivel internacional con una interpretación que hizo el extinto Pedro Infante o bien Juan Gabriel, en una visita a Venezuela.

El lugar se encuentra a tan sólo tres kilómetros de la cabecera municipal; ahí hay una zona de “cuartos” que en su interior tienen una alberca para que cuando un grupo de personas decida rentar el espacio pueda hacerlo e ingresar al sitio por diez pesos de forma privada.

También existe una alberca de grandes dimensiones para grupos mayores, todas ellas alimentadas por el agua que sale de los manantiales de agua cristalina que pasan por debajo y por encima de un par de grandes árboles.

Los árboles que se encuentran ahí, cuenta la leyenda que el árbol de El Tule plantado en Santa María del Tule, Oaxaca, fue esparcido en varios sitios, dos de sus hijos en Pénjamo, cada uno y según los estudios que se han realizado en el sitio, tienen alrededor de 750 años de vida.

Tan sólo para poder rodear el árbol de mayor dimensión es necesario la intervención de 17 personas tomadas de la mano para poder cercar el espacio, en el que sus ramas tapan casi todo el ojo de agua.

Para Enrique Raya Torres, delegado de Churipitzeo, los ojos de agua han sido y serán el baluarte de la comunidad, pues de ahí beben y usan el agua en los quehaceres diarios “Al agua nace aquí en los manantiales; personas que han venido, de la UNAM dicen que tienen más de 700 años; el agua siempre ha abastecido parte del municipio de Pénjamo, hace algunas décadas Churi bastecía Pénjamo,  mucha gente venía a refrescarse a este lugar” dijo Enrique Raya Torres, delegado de Churipitzeo.

 

¿Cómo llegar?

Para llegar a Churipitzeo hay que tomar la carretera Pénjamo-La Piedad y a tres kilómetros de la cabecera municipal, del lado derecho hay señalamientos para llegar a la comunidad. Ahí existen dos árboles de los conocidos Ahuehuetes, con un tiempo de vida aproximado a los 700 años.

Sabías que… La zona urbana de Pénjamo se abastecía de agua de los ojos de agua que hay en Churipitzeo, aunado a que el nombre del paseo ha sido conocido por las entonaciones realizadas por los cantantes Pedro Infante y Juan Gabriel, este último en una visita a Venezuela.

Articulos Relacionados

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button
Close