La trinca-cajetera: Albo Moreno, Sergio León y Choplín Enríquez “culpables”

Por El Columpio

Crónica de una muerte anunciada es uno de los libros que parten un episodio más de la historia del fútbol profesional con una afición dolida, desencanchada, enfadada y muy pero muy “encabronada” si así se podría definir los sentimientos que pudieran haber en estos momentos por un equipo al que le han llamado “trinca”, porque usa los colores institucionales del Club Irapuato, pero que en realidad es Celaya.

Hace un par de días, salió un empresario de a decir que no se había concretado un acuerdo con los actuales encargados del equipo al que supuestamente ofrecieron 12 millones de pesos por una franquicia de segunda división y a decir que los interlocutores irapuatenses Juan Manuel Albo y Sergio León lo había tratado, pero la realidad es otra.

Ni Juan Manuel Albo Moreno, Sergio León y J. Concepción Enríquez respectivamente que forman parte de los grupos rivales y únicos responsables de los conflictos, pues entre ellos se han puesto en evidencia que cada quien tiene la razón ante medios, echando culpas unos contra otros, han podido explicar que hay detrás de esas “caras salvadoras”, pues en realidad no hay equipo  y esa es la única verdad.

Hoy los brotes de violencia llegaron al límite, siendo generados no por la gente de Celaya que si bien, están aquí a hacer negocios, no tienen la culpa de que mercenarios como Juan Manuel Albo Moreno, Sergio León o el Choplín Enríquez hagan y digan a la afición que están ayudando, si la verdad entre ellos son los problemas, entre ellos dejaron a Irapuato sin fútbol, entre ellos y los grupos o personas que los apoyan han sido los culpables, entonces hoy no fue una casualidad, sino una afrenta de los resultados de estos personajes que dirán lo que quieran, pero ellos son “los reponsables”

Acerca del autor

Comentarios de Facebook

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar

Policía Federal asegura pieles de cocodrilo que venían con destino a Guanajuato

Xalapa, Veracruz Elementos de la Policía Federal incautaron